0024140815En la jornada de hoy la Justicia congeló una cuenta que el empresario Carlos Wagner posee en Suiza de unos 20 millones de dólares. Quien fuera el jefe de la Cámara Argentina de la Construcción está acusado de haber ocupado un lugar clave en la asociación ilícita de los cuadernos de la corrupción.

El juez Claudio Bonadio, quien esta a cargo de dicha causa, dispuso embargar el dinero que hay en la cuenta, a raíz de un aporte de la Unidad de Información Financiera y su acuerdo de cooperación con las autoridades de Suiza.

En su papel de arrepentido, Wagner explicó cómo era el sistema de cartelización de la obra pública mediante el cual las empresas se quedaban alternativamente con los contratos. También confesó que él mismo pagó coimas.

Actualmente el empresario esta siendo procesado como miembro de la asociación ilícita. Pero los fiscales Carlos Stornelli y Carlos Rívolo apelaron porque lo señalan como uno de los organizadores de la banda.

Wagner generó uno de los primeros cimbronazos en la causa judicial cuando describió las reuniones en la sede de la Cámara Argentina de Empresas Viales, donde se arreglaban las licitaciones públicas.

También fue uno de los primeros que dieron cifras concretas: dijo que los empresarios pagaban casi todo el anticipo, que rondaba entre el 10% y el 20% del monto total de la obra.

La oficina de prensa que trabaja para Wagner emitió un comunicado que dice: “en referencia a la nota publicada acerca del embargo que dictó la Justicia de una cuenta en Suiza donde se da a entender que el dinero proviene de fondos espurios, el Ingeniero Carlos Enrique Wagner quiere aclarar que se trata de una cuenta con fondos blancos provenientes de ahorros que fueron trasladados al exterior a lo largo del tiempo, registrados ante la AFIP e incorporados a las declaraciones anuales de impuestos”.