Ernesto Clarens se retira de los tribunales. 06.09.2018 Foto Maxi Failla

Ernesto Clarens, financista, fue aceptado como arrepentido en el marco de la causa de los cuadernos de las coimas. El juez de la causa, Claudio Bonadio, acepto homologar el acuerdo que había sido alcanzado por el imputado con el fiscal Carlos Stornelli.

Clarens se dirigió en la jornada de hoy al despacho del magistrado en compañía de su abogado, Hugo Pinto. Admitió haber cobrado coimas de empresas beneficiadas con contratos en el Estado, y ahora estará en el expediente como imputado arrepentido.

Clarens esta señalado en la causa de la ruta del dinero como la persona que ideó el esquema de lavado de dinero utilizado por el empresario Lázaro Báez. Sus dichos fueron ampliados como arrepentido luego de que el fiscal Carlos Stornelli pidiera su detención.

La informacion que brindó el imputado es sobre obras en las que se habrían pagado retornos. Además, entregó documentación respaldatoria de sus dichos gurdadas en un pendrive.

El mes pasado se realizo un allanamiento en las oficinas de Clarens en Inverness, su financiera. Los procedimientos fueron ordenados por el juez Sebastián Casanello en el marco de la causa por lavado de dinero a través de la financiera SGI, conocida como “La Rosadita”.

Los agentes policiales inspeccionaron la oficina 1004 del décimo piso del edificio ubicado sobre Esmeralda al 740, en el barrio porteño de San Nicolás, donde funciona la empresa.