1519991020_820390_1519991724_noticia_normalEl habitual reporte que el Foreign Office publica para los ciudadanos del Reino Unido, que viajan a la Argentina generó revuelo y enojo en el gobierno argentino.

El informe publicado en la mitad de la semana indica: “Los terroristas posiblemente traten de ocasionar ataques en Argentina. Los ataques podrían ser indiscriminados,incluyendo lugares frecuentados por expatriados y viajeros extranjeros”.

Y agrega: “Desde 2004 hubo una serie de ataques con pequeños explosivos en Buenos Aires y las provincias vecinas que se creen han sido lugar de grupos antiglobalización. Los blancos fueron sobre todo bancos”.

Diferentes funcionarios del gobierno argentino se mostraron muy enojadas por el contexto en que se produce el aviso, ya que manifestaron que “no hay tal alerta”.

Otros participes del oficialismo ven la publicación como un mensaje político ya que se produce en el contexto de la cumbre de líderes del G20, del 30 de noviembre y 1 de diciembre.

Lla primera ministra Theresa May está en agenda para la reunión de este grupo de potencias y países emergentes en Buenos Aires. Es un viaje que estuvo en dudas por la debilidad de su gobierno frente al proceso del Brexit, y las internas de su propio partido.

May viene con una delegación austera, de no más de 100 personas, incluyendo a un importante grupo de periodistas, y se espera que se aloje en el Hilton.

La premier britanica no ha hecho pedidos “extraordinarios” teniendo en cuenta otras comitivas. Se espera que la zona va a estar fuertemente custodiada. Y no se ha informado cuándo tendrá su bilateral con Mauricio Macri, cuyo formato aún se está negociando.

La última bilateral entre un primer ministro británico y un presidente argentino fue en Chile, en el año 2009 entre el laborista Gordon Brown y Cristina Kirchner.

La advertencia de viaje a los ciudadanos británicos sobre Argentina no remite al G20 pero incomodó fuertemente al Gobierno, que mantiene bajo llave detalles de un operativo de seguridad en el que ayudaron mayormente los estadounidenses, chinos, rusos y alemanes. “Hubo altas amenazas terroristas a nivel global contra blancos del Reino Unido y nacionales británicos, de grupos o individuos motivados por conflictos en Irak y Siria. Ustedes deben estar vigilantes esta vez”.

El informe del Foreign Office sobre este país luego aborda cuestiones que son hechos concretos: “Protestas y huelgas ocurren regularmente, frecuentemente sin aviso previo, particularmente en Buenos Aires”.