clase-pública-universitariosEl Ministerio de Educación de la Nación anunció que otorgará un adelanto del 5,8% en el mes de agosto a cuenta de futuros aumentos a los docentes universitarios.

La resolución se da durante un conflicto que impidió el normal reinicio de clases después de las vacaciones de invierno, en muchas universidades nacionales.

Tres meses sin avances en las negociaciones. Por esa razón la Secretaría de Políticas Universitarias (SPU) volvió a convocar a los gremios el último lunes. Allí recibieron la oferta de un aumento del 5% en mayo y 5,8% en agosto con la propuesta de mantener abierta la mesa de negociación en cuanto no se realicen medidas de fuerzas.

La propuesta fue rechazada por los seis sindicatos, por tal motivo la SPU llamó a un cuarto intermedio para mejorar la oferta. La segunda propuesta tampoco logro conformar a los gremialistas, que están exigiendo un aumento del 25% con una cláusula gatillo de ajuste automático contra la inflación.

El pago que se realizará en el mes de agosto se suma a otro 5% que ya el Gobierno depositó en mayo a los universitarios. “Pese a los anuncios de paro, tomamos la decisión de sostener el poder adquisitivo de los salarios, ya que con este aumento y el otorgado en el mes de mayo se igualó la inflación del cuatrimestre marzo-junio”, dijeron desde el ministerio de educación.

Luego del encuentro el principal gremio del sector, CONADU, definió un nuevo paro entre el 21 y el 24 de agosto. Además, preparan una marcha para el 30 de agosto al Palacio Pizzurno por aumentos salariales y mayor presupuesto destinado a las universidades.

El paro tuvo un acatamiento dispar. En la Universidad de Buenos Aires tiene un fuerte impacto en facultades como Exactas y Sociales. En casas de estudios como la Universidad de La Plata, la de Rosario y la de Tucumán se vio afectado el reinicio de las clases después del receso invernal.

Compartir