Los senadores a favor y en contra del proyecto de legalización del aborto llegaron a un acuerdo, por unanimidad, y aprobaron que la iniciativa sea girada a tres comisiones y no a cuatro como había dispuesto días atrás la vicepresidenta Gabriela Michetti.

Des esta manera, se resolvió dejar de lado la comisión de Presupuesto y Hacienda, y en cambio se mantuvieron las de Asuntos Constitucionales, Justicia y Asuntos Penales, y Salud.

La propuesta fue mocionada al inicio de la sesión ordinaria en el Senado por el presidente provisional de ese cuerpo, Federico Pinedo (PRO), aunque ya había sido acordada previamente en la reunión de Labor Parlamentaria.

“Señora presidenta, valoro absolutamente su criterio y además lo comparto. En el día de ayer, en la reunión de la comisión de Labor Parlamentaria, hubo un intercambio de opiniones y me pareció un pensamiento bastante amplio en el sentido de buscar algún mecanismo que disipara algunas imputaciones que se habían hecho desde afuera respecto del comportamiento del Senado, sobre supuestas finalidades negativas”, enfatizó Pinedo.

De esta manera, se refirió a quienes señalaron que el giro a cuatro comisiones y no a dos era una maniobra de Michetti para alargar y entorpecer el debate sobre la legalización del aborto.

En ese marco, el jefe del bloque peronista en la cámara Alta, Miguel Ángel Pichetto, afirmó en el recinto: “La propuesta del senador Pinedo es altamente razonable. Desde el Bloque Justicialista la vamos a acompañar. Nos parece que el giro es abarcativo”.

Además, quedó ratificada la moción de preferencia para que la fecha de votación del proyecto de aborto legal sea el próximo miércoles 8 de agosto, con la idea de que se alcance la firma de los dictámenes el 1 de agosto.

Compartir