El funcionario consideró que “no se puede seguir con la lógica intimidatoria de algunos gremios y no se puede rechazar lo que aún no se ha ofrecido”, en relación a los sindicatos docentes que no participaron de la reunión convocada por el Gobierno, y afirmó que “privilegian la lógica política y se corren del diálogo”, como CTERA que, remarcó, “prefirió el palco con (el secretario general de Camioneros, Hugo) Moyano”.

“Un paro es la última instancia en cualquier negociación. Miren qué ridículo: estamos hablando de una amenaza de paro cuando aún no se han sentado a negociar. Es muy extraño, están rechazando algo que todavía no les han ofrecido”, señaló Finocchiaro en declaraciones a la prensa.

Tras la reunión que mantuvo con los sindicatos docentes nacionales, indicó que el Gobierno va a realizar “el mayor esfuerzo” para que, dentro de las paritarias provinciales, se les pague a los docentes “el mejor sueldo posible”.

“Una de las cosas que dejamos en claro con esta reunión es que mas allá de las diferencias podemos dialogar. Hay que salir de esta lógica de intimidación, de que el 1° de febrero no empiezan las clases, se puede empezar mientras estamos negociando, lo que está en juego es la educación de los chicos, sobre todo los que menos tienen”, enfatizó.

Acompañando al ministro estuvieron el jefe de Gabinete del ministerio de Educación, Javier Mezzamico; el secretario de Gestión Educativa, Manuel Vidal; y el director Nacional de Negociaciones Colectivas, Miguel Garófalo.

Compartir