Las orejas ocultas en la quinta de Olivos nos cuentan que la reunión entre el presidente Macri y Lilita Carrió estuvo plagada de sonrisas, ironías y alguna que otra factura pasada por la diputada.

Lilita quería ir a la provincia pero entendió las razones presidenciales para su candidatura en Capital, pero igual se le escuchó decir, “vos sabes que quería yo, pero bueno, la política es asi”. Mauricio solo sonrió y la abrazó

Algunos contaban la semana pasada que el destino de Emilio Monzó después de las elecciones era el ministerio del Interior, pero nuestro informante dentro del Parlamento que ve y escucha todo, habría recibido como dato que don Emilio podría ser embajador en un país que concurrió a las urnas el pasado domingo. Mon dieu.

Compartir