DEVIDO-DELBOCASebastián Ramos, juez federal, solicitó la “inhibición general de bienes” tanto de Andrea del Boca como de Julio De Vido, por las irregularidades en la financiación de la telenovela “Mamá Corazón” que pagó el disuelto Ministerio de Planificación.

Para el juez la productora A+a Group, de Andrea Del Boca, recibió más de 24 millones de pesos, a través de una contratación directa del ministerio que manejaba De Vido, triangulado con la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM), que ya estaba planificada y direccionada desde su inicio hacia la contratación de la productora de Andrea del Boca.

El juez Ramos ademas pidió a la Cámara Argentina de Productoras Independientes de Televisión (CAPIT) la información sobre los costos de producción pagados por la productora de Andrea del Boca.

Con esta información el juez busca determinar, a pedido de la Cámara Federal porteña, si hubo sobrefacturación en el presupuesto de 36.582.468 pesos que iba a cobrar la productora.

La productora ya había cobrado el 76% de una novela que nunca se terminó; mientras que otras series que estaban en los mismos convenios con la UNSAM habían cobrado sólo el 7%.

La Sala II de la Cámara Federal porteña confirmó, hace dos semanas, los embargos contra el ex ministro De Vido, por 60 millones de pesos, como autor del delito de “defraudación contra la administración pública”; y a la actriz y productora se le trabó un embargo de 50 millones, como “partícipe necesaria” del mismo delito.

La investigación se basa en las irregularidades sobre dos convenios con la UNSAM, que incluían el otorgamiento de 356 millones de pesos.

El magistrado también ordenó la inhibición de bienes del ex rector de la UNSAM, Carlos Ruta, que tiene un embargo de 60 millones de pesos; de la ex titular del INCAA, Liliana Mazure, a quien le trabó un embargo de 5 millones; de Nadia Jacky, directora de Tostaki (por la serie El Pacto), con un embargo de 6 millones de pesos; de los secretarios de la UNSAM, Maximiliano Schwerdtfeger y Hugo Nielson, con embargos de 50 millones y 6 millones de pesos; y de los ex funcionarios K Luis Vitullo, Alberto García y Nahuel Billoni Ahumada, con un embargo de 50 millones de pesos cada uno.