El Gobierno nacional recortará en un 25% la estructura de cargos jerárquicos de los 86 organismos públicos descentralizados, como el PAMI , la ANSES y la AFIP, en el marco del plan de reducción del déficit fiscal acordado con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

El acuerdo con el FMI prevé un préstamo stand-by por 50 mil millones de dólares y establece como meta un déficit fiscal para el año que viene de 1,3 por ciento del PBI.

En tanto, en 2018 se estima que el rojo fiscal terminará en 2,7% del PBI, lo que representa 351 mil millones de pesos, pero según el convenio con el FMI, la Argentina debería presentar a finales de 2019 un pasivo de las cuentas públicas de 1,3%, es decir de 169 mil millones de pesos, lo que significa reducir los gatos en casi 200 mil millones de pesos.

En ese sentido, hace dos semanas se presentó un decreto de reducción de 20 mil millones de pesos (0,15% del PBI) en el Estado nacional, y hace un mes se había anunciado que no se usaría una partida de 30 mil millones de pesos (0,23%) para obras.

Entre los organismos que formarán parte del recorte se encuentran el Senasa, el INTA, el INTI, el Conicet, Parques Nacionales, los entes nacionales Regulador del Gas (Enargas) y de la Energía (ENRE), el Enacom, el Instituto Nacional del Teatro, el Fondo de las Artes y la Biblioteca Nacional, entre otros.

En febrero de este año, cuando el Gobierno nacional anunció la disminución del 25% de los cargos jerárquicos en la administración pública, se redujeron más de 1000 cargos públicos jerarquizados y se ahorraron 1450 millones de pesos.

 

Compartir