“Por el momento no tengo la confirmación al ciento por ciento de esta información”, dijo a la prensa el canciller ruso, Serghiei Lavrov. La intervención de Defensa fue solicitada por el gobierno ruso afirmó el portavoz presidencial, Dmitri Peskov, a periodistas que le solicitaban información sobre la versión dada a conocer.
“Los resultados del ataque los debe evaluar desde el punto de vista táctico y estratégico el ministerio de Defensa”, dijo Peskov y agregó que el presidente Vladimir Putin permanece informado “como comandante en jefe” de las fuerzas armadas.
La información circulante dijo que Al Baghdadi estuvo presente ese día en una reunión de jefes del grupo terrorista, el Consejo militar, convocada para discutir un plan de evacuación de Raqqa a través del “corredor meridional”.
En el ataque junto al líder máximo del grupo terrorista también habrían perecido “comandantes de alto nivel, junto a 30 comandantes de campo de rango intermedio y hasta 300 milicianos de la escolta de seguridad”.
La Coalición Internacional conducida por Estados Unidos dijo no poder dar confirmaciones del deceso del comandante terrorista.
Entretanto el Observatorio nacional por los derechos humanos en Siria dejó trascender sus dudas sobre la reconstrucción brindada por los militares rusos sobre la presunta muerte de Al Baghdadi y su plana mayor.
El jefe del Estado Islámico fue dado por muerto en diversas oportunidades en el pasado. La última vez hace pocos días, el 11 de junio, cuando la televisión estatal siria informó de su presunta muerte en Raqqa el 10 de junio último, lo que nunca fue confirmado.

 

Foto: ANSA

Compartir