Inicio Destacadas Chiche Duhalde dijo que no se arrepiente de su vacunación VIP

Chiche Duhalde dijo que no se arrepiente de su vacunación VIP

La esposa del ex Presidente aseguró que en el momento “no recapacitó” pero arremetió contra los que la criticaron al marcar que tiene una “carrera intachable”.

A meses de que su nombre apareciera junto al de su esposo en el vacunatorio VIP, Hilda “Chiche” Duhalde afirmó que “no me arrepiento” de haberse aplicado la primera dosis de la Sputnik V antes de tiempo. Asimismo, criticó a quienes la señalaron: “A lo mejor otro santo tuvo otra actitud, no sé. Parece que todos mean agua bendita en este país”.

La ex senadora afirmó que tiene “una trayectoria intachable y ahora de lo único de lo que me pueden preguntar es de esto”. Por ello pidió “que cada uno mire para adentro. He dedicado mi vida a ayudar a la gente y ahora tengo que vivir así”. 

“Hay cosas que suceden sin que tengas tiempo de medir. Cuando a vos de pronto en un rato, que pueden haber sido dos horas como máximo, estas tranquila en tu casa, tomando mate con tus hijas, y de pronto se da esa situación y entendés que un ex presidente, un hombre que va a cumplir 80 años, no te parece mal”, relató en América.

Por otro lado, marcó que se dio cuenta que “a mis hijas no les correspondía”, pero que “cuando me dicen que el frasco se abre y a la media hora la vacuna pierde el efecto” se la ofreció a Eduardo Costa, quien se negó y por ello se la aplicaron a las hijas.

“Si ustedes consideran que cometí un error, lo cometí. Yo no lo siento así. Con mis hijas se dio así la situación, pero basta por Dios, porque tengo demasiados hechos en mi vida por los cuales me siento orgullosa. Este país se ha encargado de destruir imágenes de personajes 200 veces más importantes que yo”, complementó.

Por último, marcó que a futuro “quiero salir con la frente en alta, quiero seguir trabajando, quiero tener voz, quiero seguir ocupándome de las cosas que me ocupé que me hacían tan feliz. Yo era feliz saliendo por los barrios, ayudando a la gente, no me lo impidan. No me tapen la boca”.