Inicio Destacadas Stephanie Cabovianco: “Hay que ir a un esquema sin energías fósiles para...

Stephanie Cabovianco: “Hay que ir a un esquema sin energías fósiles para 2030”

La coordinadora de Climate Save Argentina explicó las principales consecuencias de los gases de efecto invernadero, la necesidad de cambiar la matriz productiva a nivel mundial y cómo está parada la Argentina en políticas ambientales.

  • ¿Qué es el acuerdo de Escazú?
  • El acuerdo garantiza el acceso a la información. Pese a que tengamos una ley de acceso a la ley de información pública y una ley de acceso a la información pública ambiental, será muy importante para América Latina porque muchos países todavía no cuentan con esas herramientas y Argentina liderará ese movimiento. Además se promueve el acceso a la Justicia. Un ejemplo es el acuerdo porcino, del que había nulo conocimiento y con esto se pudo frenar.
  • ¿Creés que los sub 30 son los que impulsan principalmente el cambio de estructuras para cuidar el planeta?
  • Creo que sí, la gran ventaja que tiene esta generación es que con las redes sociales hay mucho más acceso a la información. Al tener tanta información disponible, se expande más rápido y se genera un accionar mucho más importante.

“El acuerdo de Escazú dará mayor acceso a la información”

  • ¿Ves necesario un cambio en la forma de producir alimentos?
  • Sí, definitivamente. La Argentina piensa a su producción de alimentos con una lógica de exportación y no de mejorar la calidad nutricional de las personas que lo habitan. Tenemos un 50% debajo de la línea de pobreza y eso no tiene ningún sentido, tendríamos que estar pensando en políticas públicas para nutrir a las personas de la forma más eficiente posible y pensamos que eso se logra por medio de la promoción de la agricultura familiar y opciones de agroecología sin animales de por medio. Nutricionalmente se puede tener una alimentación completa sin animales de por medio y criar animales es deficiente porque necesitás alimentarlos.
  • ¿Qué son las emisiones?
  • Las emisiones de gases de infecto invernadero son muchas: tenemos el dióxido de carbono que es el más común, pero también está gas metano que es el que emiten las vacas. Si bien hay mucho dióxido de carbono en el aire, el gas metano tiene 21 veces más de potencial de generar calentamiento global. También hay otros gases potencialmente peligrosos porque tienen un mayor período de duración en la atmósfera. Esto no solo genera calentamiento, sino desbalances en la temperatura de la tierra. Por ello vemos cada vez más sequías, inundaciones u olas de calor. Por ello tenemos que empezar a pensar de qué manera producir.
  • ¿Creés que la irrupción de Donald Trump puso un freno a ciertos acuerdos que se habían alcanzado?
  • Sí, la idea del acuerdo de Paris era lograr emisiones netas cero para el 2050. Barack Obama tenía un plan de descarbonización de la energía de Estados Unidos que era muy interesante e iba a ser visto por muchos países del mundo. Cuando llegó Donald Trump no solamente dio de baja eso, sino que impulsó más el carbón, que es una de las energías más contaminantes y obsoletas que tenemos. Obvio que esto marca fuerte la agenda global, pero no tenemos que dejar que los presidentes de turno cambien completamente el esquema.

“Argentina tiene uno de los potenciales eólicos más grandes del mundo”

  • ¿En qué instancia se está en el camino hacia un esquema de mayor energía renovable?
  • Hoy está bastante frenado. Se había avanzado bastante, inclusive la Argentina había avanzado de un 2% a un 11% de su matriz de energía renovable, pero hoy se degradó la secretaría de Energías Renovables a una Dirección y todavía estamos pidiendo explicaciones por eso. Hoy se habla de que Vaca Muerta es el futuro o se firma el acuerdo porcino con China y después se dan discursos muy bonitos sobre el cambio climático sin vincularlos a esto, es algo contradictorio. Tenemos que preguntarnos cómo vamos a hacer para en el 2030 dejar de utilizar energías fósiles. Argentina tiene uno de los potenciales eólicos más grandes del mundo y es desaprovechado.
  • ¿Serviría que en el mundo se bajen las emisiones si China y Estados Unidos no lo hacen?
  • Creo que ayudaría mucho, pero sobre todo haría presión para que estos países adopten otro tipo de medidas y de políticas. Necesitamos que China y Estados Unidos hagan esa trancisión tanto en emisiones como en biodiversidad, porque sino vamos a estar en el horno.

Por Tomás Amerio