Inicio Política Nacional D’elía se sumó a las críticas a CFK

D’elía se sumó a las críticas a CFK

El dirigente social aseveró que la vicepresidenta «quiere trasladarle el poder a La Cámpora» y contó que «estuve preso mil días por ella y no fue capaz de levantar el teléfono».

La pelea entre Cristina Fernández de Kirchner con los movimientos sociales continúa su escalada y, en esta ocasión, Luis D’elía la criticó fuertemente. El líder de MILES marcó que la vicepresidenta “nos declaró la guerra a todos los movimientos sociales de manera arbitraria. Nos puso en el lugar del coimero, del extorsionador, en el lugar de quien trafica con los planes».

“Después de todo lo que los movimientos sociales hicimos por la patria, por ella, por el pueblo, la veo flojita de memoria, de agradecimiento. Fui preso por ella, me comí mil días preso y no fue capaz ni siquiera de levantar el teléfono, nunca, para preguntar cómo estábamos , como hizo con el resto de los compañeros”, disparó el histórico dirigente peronista.

Asimismo, remarcó que estas palabras de la ex Presidenta tienen una intencionalidad por detrás y es que “quiere sacarle el poder a las organizaciones y trasladárselo a La Cámpora». Sobre eso fue concreto al aire de C5N: «no se lo vamos a permitir».

Por otra parte, al igual que lo hizo ayer el Movimiento Evita en una carta, sostuvo que hay necesidad de «darle legalidad a los movimientos sociales, como en algún momento de la historia se la dio a los sindicatos».

Me dolía cuando veía que la señora tenía tres hoteles o que a algunos secretarios le encontraban, en cuentas de Estados Unidos, 60 millones de dólares. Lo miraba con asco, si íbamos a volver mejores hay que revisar las cagadas que nos mandamos, las cosas horribles que hicimos”, complementó en su crítica.

Por último, declaró que las palabras de CFK no fueron en realidad directamente a los movimientos sociales: “Esto fue un tiro a Alberto, tiene un quilombo con la negreada. Ella no quiere a los movimientos sociales, pero no de ahora, de hace mucho. El movimiento ideal para ella es La Cámpora, todos pibes blanquitos, de clase media, educaditos. No vamos a estar en un lugar donde no nos quieren”.